Páginas

15 agosto 2007

EL AMOR Y LAS LEYES DE MURPHY

A quién no le ha pasado por ejemplo esto: estás metido en una cola, nada que tu canal avanza, decides pasarte al de al lado y ¡zas! de repente el canal donde estabas comienza a moverse como por arte de magia…
O típico, tienes el llavero en la mano, pruebas abrir la puerta con todas las llaves y ¡la última! es la correcta. Esas son las clásicas leyes de Murphy y le ha pasado a todo el mundo…
Sin embargo, el amor y las relaciones también tienen sus propias leyes de Murphy. Nosotras conseguimos algunas, aportamos otras de nuestra cosecha personal y esperamos que ustedes hagan su aporte escribiendo sus comentarios...
Comenzamos: Los tipos que siempre mueren por nosotras...siempre son feos…
Sin embargo, el hombre que está medio chévere, con algo de dinero y simpático que se muere por ti...no te gustará porque seguro pensarás que se "viste mal", tiene mal aliento o alguna cosa por el estilo…
Ahora, resulta que te encuentras un HOMBRE que es bello, súper simpático, se viste bien, tiene algo de dinerín, es de buena familia, etc. y, como si fuera poco, muere por ti...peeero le tiene pánico al compromiso…
Si el caso es que él se muere por ti y tú por él, si es que no tiene novia, está casado, comprometido, con algún problema físico y psicológico grave...siempre, al final, su religión, su raza, su ubicación geográfica, su edad, su mamá o algo por el estilo, le impedirá comprometerse contigo…
Los tipos que están chéveres muchas veces son unas ratas o son pesadísimos y excesivamente sobrados…
En cambio, los que son simpatiquísimos, buena gente, honestos, respetuosos etc. etc….son HO RRI BLES…
Un HOMBRE que es lindo, que está BASSTANTE CHÉVERE, que es simpático, con el que puedes hablar toda la noche y que además te entiende a la perfección... es medio “RARO”…
Otra Ley de MURPHY es esta: El hombre que es bello, lindo, simpático, con el que puedes hablar por horas, te entiende y no es “RARO”... es porque está perdidamente enamorado de otra...
Los hombres que están chéveres, son simpáticos y son heterosexuales...tienen novia o son casados…
Los comprometidos o casados que son simpáticos, bellos y heterosexuales... son mujeriegos...
Y si encima, estos que están comprometidos, casados, que son bellos, heterosexuales de paso, se creen simpáticos, olvídalo, son aún más mujeriegos que los anteriores…
Los bellos, galanes y de buenos sentimientos... están pelando y seguro no te podrán invitar al cine ni siquiera un lunes popular…
Los hombres feos, simpáticos y con dinero...creen que están buenos…
Los hombres bonitos, simpáticos y con dinero... creen que sólo estamos con ellos por su dinero…
Los hombres más o menos lindos, con algo de dinero y aceptablemente simpáticos...creen que merecen la cuaima perfecta (salida de un concurso de belleza, simpática, con dinero, etc etc)…
Los que están buenos, son demasiado simpáticos y excesivamente caballerosos pero sin dinero...están detrás de nuestro dinero…
Los feos, antipáticos y sin dinero...sobran en Caracas y en el mundo…
Y esta ley es directamente con ustedes HOMBRES: la probabilidad de salir con la cuaima que te gusta es directamente proporcional al sentimiento de repudio que te tiene...
Cuando dos hombres compiten por el amor de una cuaima... no lo ganará ninguno de los dos, sino el idiota que se metió y que no tenía nada que ver en el asunto…
Otra ley de MURPHY para los HOMBRES es esta: si estuviste mucho tiempo solo, pelando en materia cuaimil, de repente aparecerán varias al mismo tiempo pero solo podrás elegir una…
Cuando estas libre, no levantas ni el polvo. Si tienes novia, todas quieren salir contigo y tus panas te quieren presentar a sus amigas…
Aja, y la intensidad con que se cumple la regla anterior depende de que tan fiel le seas a tu cuaima…
Esta les va a encantar, escuchen: la probabilidad de que, ESTANDO con tu novia en su casa, aparezcan sus papás, es directamente proporcional a qué tan bien la estén pasando…
El día tu novia te manda para el infierno, todas las cuaimas con las que intentas “desahogarte” tienen su mismo nombre…
Otra Ley de Murphy masculina es esta: si hay posibilidad de que un preservativo se rompa... se romperá…
Los HOMBRES “quedados” que no le caen a una cuaima, se asustan cuando es la cuaima la que les cae a ellos...
Otra LEY DE MURPHY es esta: siempre sales sola con tus amigas y nunca te consigues al tipo que te gusta. Basta que salgas UNA SOLA VEZ con un amigo para que seguramente veas al amor de tu vida...
Otra puede ser (ya mencionamos su equivalente en los HOMBRES): no tienes novio y, fijo, NO te cae naaaadie...
Pero basta que tengas novio y te levantas hasta al perro de la esquina...
Otra: nunca sales sin tu novio cuaima, pero se te ocurre escaparte con tus amigas y, ahí está, te consigues a su mejor amigo...
Y lo increíble es que a pesar de todo esto que hemos dicho, a pesar de saber de la existencia de estas LEYES DE MURPHY y padecerlas, seguimos cayendo tanto cuaimas como HOMBRES...

0 ¡Deja tu comentario!:

Publicar un comentario