Páginas

17 febrero 2014

ENAMORADA DE DOS

      El dilema de “estar enamorada de dos” puede resolverse con algo que leímos hace poco donde decía que enamorarse de dos no es posible pues si realmente estás enamorada del primero, no te enamorarías del segundo. Por lo tanto, a quien amas es al segundo. 
      Aunque suena muy lógico, no es suficiente para resolver el rollo mental de quienes se encuentran en ese dilema amoroso (cuaimas y hombres por igual). Que fácil sería meter a ambos en una licuadora y listo: ahí tienes a tu hombre perfecto. Pero, obviamente eso no es posible y no queda sino ser realistas y tomar una decisión. 
      Enamorarse de dos es una situación complicada y si realmente hablamos de AMOR, está claro que en el trayecto, mientras tomas una decisión, no quisieras herir a ninguno de los dos. El problema está en tomar esa decisión. ¿Con quién quedarte y por qué? 
      Es más común escuchar a los hombres con ese argumento de “es que me enamoré de las dos” que escucharlo de boca de una cuaima. Sin embargo, pasa. ¿Creen que es más común que sean los hombres los que se enamoran de dos al mismo tiempo? 
      Suele pasar que la segunda persona que aparece en escena juega el papel de “complemento” a la primera. Tiene lo que a la primera le falta, por eso la cuaima (o el hombre) se enganchan con las dos. 
      ¡Pero que complicado! ¿cómo salir ilesas frente a algo así? ¿cómo minimizar los daños? ¿cuál sería una manera de “escoger”? 
      ¡Esperamos sus comentarios! 

Nota: Las respuestas a los comentarios de este artículo se harán el viernes 21 de Febrero de 2014, desde las 5:30 p.m. hasta las 6:00 p.m. en el espacio “Tiempo de Cuaimas” que se transmite dentro del “Último Round” de 92.9.

12 febrero 2014

CELEBRAR O NO EL SAN VALENTÍN ¡HE AHÍ EL DILEMA!

¿Por qué la gente le para tanto al Día de los Enamorados si eso es una trampa más de los comerciantes para hacernos gastar el dinero en regalos, en cenas, bombones y flores?” Esto es lo que dicen muchos hombres que ven el 14 de Febrero como un día de gastos innecesarios para hacer feliz a su cuaima, quien sí es fiel creyente de dicha celebración.

Sin embargo, no podemos generalizar diciendo “ay es que todas las cuaimas amamos el Día de los Enamorados” porque sabemos que hay unas cuantas por allí que son Las Grinch del 14 de Febrero y no soportan la idea de salir ese día a pasar trabajo. Para ellas es un dolor de cabeza hacer colas de dos horas para cenar en un restaurante, es un dolor de cabeza tener que regalarle algo a ese hombre, es un dolor de cabeza tratar de entrar a un hotel, etc.

02 febrero 2014

¿QUÉ PASA CUANDO ERES “EL CACHO”?

      Siempre hemos enfocado la infidelidad desde el punto de vista de “la víctima”, es decir, aquella/aquel a quien le pegan los cuernos. En esta oportunidad queremos hablar sobre el que juega el papel de “cacho” (a veces sabiendo que lo es y otras veces inocente de que es “el/la otra”). 
      Cuando alguien asume ser “el cacho” a conciencia, también vive una especie de infierno que aunque se separa mucho de lo que siente quien es engañado, es emocionalmente desgastante. “El cacho” sufre porque no terminan de escogerlo, sufre porque a veces prefieren a la otra, llora porque a veces no quiere ser el cacho pero no puede aguantarse las ganas pues ama a esa persona. Claro, pero también es evidente que no tiene nada de amor propio. 
      En cambio, cuando alguien es el cacho sin saberlo, la situación es sentimentalmente más complicada porque esa persona cree ser única, cree tener exclusividad, se ilusiona planificando a largo plazo, exige tiempo y atenciones que a veces no entiende por qué no llegan. 
      Si han sido “cacho” a conciencia o sin saberlo, quisiéramos conocer a través de ustedes el otro lado de la moneda. 
      Están los que deciden ser el cacho a conciencia porque creen que es menos complicado y que eso les da una libertad que no tendrían en una relación monógama. Les importa un pepino la otra persona que cree que su relación es feliz. No le importa destruir parejas ¿Es así o es un cliché? 
      Y están los que son el cacho sin saberlo. Si ese es tu caso ¿cómo reaccionaste? ¿pensaste en algún momento en la otra persona engañada? ¿te hiciste la loca y seguiste con tu relación? ¿cómo afrontaste esa situación? 
      ¡Esperamos sus comentarios! 

Nota: Las respuestas a los comentarios de este artículo se harán el viernes 07 de Febrero de 2014, desde las 5:30 p.m. hasta las 6:00 p.m. en el espacio “Tiempo de Cuaimas” que se transmite dentro del “Último Round” de 92.9FM